¿Fiesta del trabajo?


Hoy se celebra, es un decir, el día de los trabajadores, esa fiesta que conmemora el 133 aniversario de las fuertes protestas obreras que dieron lugar a la Revuelta de Haymarket Square, en Chicago, aunque posiblemente un número importante de los manifestantes que han salido a la calle al mediodía no tengan ni idea de este dato histórico.
Lo importante aquí no es recordar la historia, sino las reivindicaciones que se hacen en este señalado día, que tendrían que servir como verdadero propósito de los trabajadores pero que, en la práctica, de año en año, es una festividad muy desvirtuada y solo se utiliza por la minoría sindical -sí, los sindicatos en España son una minoría con aires de grandeza- y algunos grupos afines para realizar proclamas que no se corresponden sensu stricto al ámbito laboral y menos aún al obrero.
Así, en mi paseo matinal me he cruzado con la manifestación, unos cuantos cientos de ´trabajadores`, pertrechados algunos de altavoces, pancartas, banderas sindicales, incluso banda de tambores -faltaban las trompetas- y estridencias diversas. La mayoría creo que eran liberados sindicales y funcionarios. ¿Obreros? Alguno habría.
Un hombre grandullón y de barba exuberante vociferaba: "Somos mujeres, somos feministas, somos anticapitalistas,...".
Ay madre mía si aquellos obreros de Chicago levantaran la cabeza...

Comentarios

Entradas populares