El día de los comuneros


Hoy es día festivo en Castilla y León. Una fiesta que se impuso desde los poderes gubernamentales por aquello de "hacer región", con la protesta de León, en cuya provincia la gente suele hacer vida normal indiferentes al día festivo.
Desde la constitución de la autonomía castellano leonesa habré ido a Villalar de los Comuneros, localidad donde se festeja institucionalmente el día, dos o tres veces, cuando era un chaval con ganas de pasármelo bien. Allí -en la campa de Villalar- te podías encontrar de todo: reivindicaciones sociales, políticos institucionalizados, extremistas variopintos, intelectuales para la ocasión, intelectuales de verdad, protestones, gamberros, gentes de bien, gentes de mal... en fin, lo de siempre. Como a mis amigos y a mí no nos gustaba el ambiente, pues no fuimos más. Ahora me dicen que está todo  ordenado y que no hay ´emoción`. No sé muy bien a qué se refieren con eso de la emoción. Nosotros no la teníamos. Solo queríamos juerga, beber, comer, ligar... y poco más. Lo político nos resultaba ajeno, lejano, cosa de los mayores. Y ahora me sigue resultando ajeno y lejano, cosa de los jóvenes.

Comentarios

Entradas populares